jueves, 13 de septiembre de 2012

Anhelos para una joven desconocida


 
 
Quisiera desnudar tu infancia

De ese rostro adolescente

Quisiera deshojar tus rosas

De ese valle insipiente

Quisiera abandonar tus ojos

Y depositarlos en mis miedos

Quisiera aullar tus ecos

De loca insensatez

Quisiera vomitar mis versos

En tu boca de rubí

Quisiera que tu aurora

Reposara sobre mí.

Quisiera conocer tu olvido

En las sacudidas del mar

Quisiera tus promesas

Dilapidadas por tu piel.

 

Trashuma un halito sagrado bajo la tormenta

Donde tiembla inquieto mi deseo

Que postrimero luego del fatuo rito

Se hará éter con la decepción del cielo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario